El lateral azulgrana Jordi Alba dijo este lunes en Nueva Jersey que su compañero Neymar Jr "sigue siendo jugador del Barcelona hasta que no se diga lo contrario", sumándose a la línea de las declaraciones que aparecen desde el vestuario azulgrana sobre el futuro del brasileño.

La continuidad de Neymar Jr. en el Barcelona sigue siendo una incógnita desde hace semanas, desde que apareció el interés del PSG francés por pagar la cláusula de rescisión de contrato del brasileño (222 millones de euros), y que se alimenta con los rumores que aparecen en los medios, y que se incrementa con el silencio del jugador y de su padre.

En el vestuario azulgrana se ha lanzado un mensaje que parece inequívoco y que este lunes Jordi Alba ha recogido cuando compareció ante los medios antes del el entrenamiento por la mañana de este lunes en Nueva Jersey.

"(Neymar) Es jugador del Barcelona hasta que se diga lo contrario. 'Ney' está muy tranquilo. Es verdad que se está hablando mucho de este tema, pero dentro del vestuario hay mucha tranquilidad. Está muy contento aquí y es feliz", apuntó el jugador en una lluviosa matinal en el noreste de los Estados Unidos.

El domingo en la noche el central Gerard Piqué colgó en su cuenta en las redes sociales una fotografía junto a Neymar en la que escribió "se queda", dando por zanjada desde su posición todas las dudas acerca del futuro azulgrana de su compañero.

Al serle cuestionado a Alba si esta era una posición consolidada dentro del vestuario, el lateral izquierdo hdijo: "Habrá que preguntarle a 'Geri' (Piqué) por estas declaraciones. Yo no he hablado nada con 'Ney' de este tema. Salen muchas cosas, como tantas otras.

Esa foto habrá que preguntársela a 'Geri'". "No sé lo que han hablado. No sé si es una broma. No creo que sea una broma. Espero que no", añadió el jugador barcelonista sobre el mensaje de Piqué en su cuenta en las redes sociales.

Por otra parte, Jordi Alba deseó que Neymar esté "muchos años más" en el Barcelona, porque a su entender "estamos hablando de uno de los mejores jugadores del mundo, y es normal que se arme todo este revuelo".

Por otra parte, los jugadores del Barcelona se han ejercitado en un día lluvioso en New Jersey en las instalaciones del Red Bull Arena Training Center, donde han participado todos los disponibles excepto el meta Adrià Ortalà, que padecía molestias estomacales, según ha informado el club azulgrana.

Después del partido del fin de semana contra el Juventus, el equipo de Ernesto Valverde jugará contra el Manchester United el miércoles en el Fedexfield de Washington.